ENTRE LETRAS, SEGUIMOS SUMANDO

ENTRE LETRAS, SEGUIMOS SUMANDO

“En cuestiones de cultura y de saber, solo se pierde lo que se guarda; solo se gana lo que se da”. Resuenan estas palabras de Antonio Machado en mi interior cuando me encuentro ante instituciones y asociaciones sin ánimo de lucro que trabajan por compartir la pasión por las letras y la vida de las lenguas. Este mes de julio, cuatro compañeros más de la Asociación de Escritores de Madrid han sido nombrados miembros de La Academia Norteamericana de Literatura Moderna Internacional (ANLMI), uniéndose a María del Carmen Aranda y a José Luis Labad: Gonzalo Arjona, Julia de Castro, Alberto Morate y Lucía de Vicente. Inmediatamente, “Madrid”, “Norteamerica” y literatura se abrazan, resaltando la importancia de una lengua y sus escritores, traspasando ciudades, aunando continentes.

María del Carmen Aranda, actual Vicepresidenta de ANLMI, nos abre las puertas de esta institución fundada en enero de 2015, reconocida oficialmente por los Estados Unidos de América y con sede principal en New Jersey. “La Academia está regida por la Junta Central General y por las Juntas Directivas de los Capítulos fundados y establecidos en diferentes países y ciudades del mundo de habla castellana”. De ANLMI, destaca la labor de apoyo a la creación literaria en lengua castellana y el estudio de nuestras raíces mediante seminarios, conferencias, talleres (presenciales o virtuales) y recitales dedicados a grandes escritores. Éstas son las actuaciones que su Presidente, D. José Hoyos y su Junta Directiva pretenden potenciar con el fin de rescatar, crear y compartir una lengua y sus letras más allá de las fronteras (en los Estados Unidos de América, América Latina y España). 

En 2016, se fundó el Capítulo del Reino de España bajo la Presidencia de Dña. Ivonne Sánchez Barea, actual ex presidenta.  Actualmente, está funcionando en España con un total de catorce delegaciones provinciales y una treintena de académicos. Efectivamente, la labor de difundir la cultura no radica en unos pocos. Para María del Carmen Aranda, como Vicepresidenta de Honor de la ONG Otro Mundo es Posible, su trabajo pretende “dar a conocer a personas que pueden proporcionar a esta sociedad nuevas miras en el horizonte de lo cotidiano tan imprescindible en nuestro día a día” y esto va inextricablemente ligado al buen hacer, a la honestidad y al trabajo en equipo. Desde ahí nace la confianza en personas que son ejemplo de cultura, que trabajan por defenderla y que lo hacen sin ánimo de lucro. De esta forma, se estudia la obra de los potenciales candidatos y su trayectoria en el ámbito literario para ser considerados por la Junta Directiva del Capítulo de España y posteriormente nombrados miembros Académicos por la Junta de New Jersey.

Algunos segundos bastan para asomarse al currículum de los compañeros de AEM y comprobar el bagaje con el que estrenan su nombramiento como miembros de ANLMI. De José Luis Labad, pluma que combina la poesía de barrio y la novela costumbrista e histórica, prevalece su motivación por “compartir la solidaridad y estar allí donde las injusticias dañan al hombre”, posándose también sobre “aquellos instantes que pasan a nuestro lado y que nunca apreciamos”.  Esos ingredientes, combinados con una exquisita humildad, son los que le han llevado a ser nombrado Subdelegado de Madrid de ANLMI y ser así el coordinador del grupo de trabajo de esta región.

Y en ese equipo se encuentran los autores recién nombrados. Dice un proverbio árabe que “un libro es como un jardín que se lleva en el bolsillo”. En los bolsillos, en las servilletas de papel o en los márgenes de algún que otro libro, comenzó a garabatear y a escribir Gonzalo Arjona, creando jardines que más tarde se convertirían en relatos, cuentos y novelas. Es ese deseo de “dejar algo de mí” en lo escrito para retratar o criticar el mundo en el que vivimos y con un gran sentido de la responsabilidad, recibe con orgullo su nuevo nombramiento, y lo hace, sobre todo, por el cariño que siente por nuestra lengua.

Y una lengua se habla, se escribe y se lee. “Que otros se enorgullezcan por lo que han escrito, yo me enorgullezco por lo que he leído” decía Jorge Luis Borges. Y así, tal vez sin quererlo, nuestra compañera Julia de Castro responde con gran honestidad sobre su escritura, refiriéndose a su pasión por la lectura: “Para mí, es como respirar o comer, el alimento que necesito para crecer y vivir con plenitud”. De ahí surge su ilusión por escribir relatos y novelas. Movida por esta pasión, llega al compromiso de "dar voz a los que viven en silencio, los héroes anónimos y las vidas corrientes”. Esta sabiduría se pone ahora al servicio de ANLMI porque “es esencial aunar sinergias”.

En efecto, tejiendo entre todos, se hilan palabras y distintos géneros. Entre los versos y las bambalinas del teatro se halla Alberto Morate, para quien “escribir es dar la vida entera”, con pasión y desde el corazón. A través de una poesía amorosa y una poesía social que lucha contra el maltrato o la injusticia, Alberto pretende, sobre todas las cosas, “que nadie se sienta solo”. Sintiéndose dichoso y honrado, acepta el nombramiento de ANLMI con el deseo de promulgar la unión, cultivar la literatura “independientemente de fronteras y engrandecer el arte en general”.

Todo eso es posible porque la cultura, como decía Mahatma Gandhi “reside en los corazones y en el alma de su gente”. Lucía de Vicente da vida a esa gente, creando personajes que se mueven en nuestra sociedad y que nos permiten cuestionar el mundo que puede mejorar. A través de esa “gente”, Lucía ofrece un espacio y tiempo para la reflexión, de una manera ágil y eficaz. Sus letras se mueven entre la novela romántica y el thriller, pisan a veces el mundo fantástico, pero llegan a numerosos organismos. Hoy entran en ANLMI. Con su experiencia y gran disposición, ofrece su trabajo para investigar a nuestros predecesores, con el fin de llevar a la práctica el título de Académica que este nombramiento le otorga. 

Podríamos decir que faltan renglones y sobran las razones para aplaudir a María del Carmen Aranda, José Luis Labad, Gonzalo Arjona, Julia de Castro, Alberto Morate y Lucía de Vicente. Si de manera unánime todos ellos expresan el orgullo y honor que sienten al ser nombrados Académicos de ANLMI, para la Asociación de Escritores de Madrid y su presidente Luis Mª Compés, es un regalo contar con ellos entre nosotros. Como Vicepresidenta de AEM, siento que AEM toma la mano de ANMLI para, entre letras, seguir sumando. Como compañera de AEM, os doy además las gracias porque, como dice un proverbio chino “si caminas solo, irás más rápido, pero si caminas acompañado, llegarás más lejos”. Gracias por acompañarnos en este viaje, con vuestro trabajo, vuestra obra y sobre todo, vuestra pasión.

 

Sylvie Riesco Bernier

Vicepresidenta de la Asociación de Escritores de Madrid

ENTRE LETRAS, SEGUIMOS SUMANDO
Sylvie Riesco Bernier
Sylvie Riesco Bernier

Sylvie Riesco Bernier es Doctora en Lingüística Aplicada (2007, Sobresaliente CUM LAUDE con unanimidad) y Licenciada en Filología Inglesa (2000) por la Universidad Autónoma de Madrid. Pertenece al Cuerpo de Profesores de Escuelas Oficiales de Idiomas de la Comunidad de Madrid. Es Embajadora de la Paz (España) del Círculo Universal de Embajadores de la Paz (Ginebra y París, 2019). Ha impartido clases en la Universidad Autónoma de Madrid, Universidad Internacional de la Rioja y actualmente también en el Ilustre Colegio de Doctores y Licenciados de la Comunidad de Madrid. Entre otros premios, ostenta el Premio Extraordinario de Doctorado.  2012, Facultad de Filosofía y Letras (UAM).

 

Son su condición de mujer y su experiencia como madre las que le han llevado a escribir “La Magia de la Leche: Historias de Amor con mucho sabor” en 2015, libro de maternidad, lactancia y crianza que cuenta con tres ediciones (La Casita de Paz, 2015, 2016 y 2019) y varios premios y que destina sus beneficios a FEDER, Fundación Aladina y la Asociación Española de Bancos de leche.

 

En 2018, nace su primer poemario, “Poemocionario en ti”, una colección de sensaciones y experiencias en torno al hecho de ser mujer, ser madre y/o criatura, que ya cuenta con dos ediciones (Editorial Dilema y La Casita de Paz 2018, 2019) y colabora con el proyecto Avanzadoras de Intermón Oxfam.

 

En la actualidad, la autora participa en diversos festivales de poesía, así como en actos relacionados con la mujer, el cuidado de las criaturas, la no-violencia y la violencia de género.

Comentarios

Aún no hay comentarios. Se el primero en comentar :)

Queremos saber de ti. Déjanos un comentario

Te avisaremos por email cuando el autor responda a tu comentario.

Subscríbete para no perderte nada.

No te preocupes no mandamos spam.

Síguenos en Facebook

¿Quieres Apuntarte?

Contacta con admisión y empieza tu andadura.